Cerrar

DESCARGAR
GRATIS

GUÍA ESPECIALIZADA EN PYMES PARA TRANSFORMAR TU EMPRESA




Cómo saber qué piensa su cliente.

La mayoría de las PYMES cometen el error de echar a andar acciones de publicidad y promoción sin primero conocer a su Cliente, para poder hablarle de manera adecuada en el canal adecuado.  En una publicación anterior hablamos acerca de la importancia de conocer a su cliente y de cómo, sin la información adecuada, anunciarse en un medio  como el periódico, por ejemplo, puede ser como tratar de cazar un oso en el bosque disparando una escopeta hacia el cielo, esperando que alguna de las balas le pegue a un oso.

 

Hablamos sobre la información demográfica de los clientes, esta se refiere a la edad, profesión, estado civil, ubicación geográfica, ingreso, y en general información de dónde está mi cliente y qué hace. La información psicográfica  se refiere a aspectos acerca de qué y cómo piensa el cliente, de esta hablaremos hoy.

 

De las frases célebres de Albert Einstein: “Yo quiero conocer los pensamientos de Dios, el resto son detalles”, en los negocios podríamos aplicarla como: “Quiero conocer los pensamientos de mi cliente principal, el resto son detalles”.

 

Y es que, si lográramos conocer cómo piensa mi mejor cliente, imagínese: ese cliente que es el que más compra, el que mejor paga, el que lo recomienda. Si pudiéramos saber ¿qué pasa por su mente cuando está en mi negocio o comprándome?

 

La buena noticia es que, gracias a los estudios de muchos profesionales de la mente humana, podemos acercarnos bastante a conocer las  motivaciones que los impulsan a comportarse y por tanto comprar (o no comprar) de determinada manera.

 

¿Cómo puede usted tener acceso a esta valiosa información?

 

Tome una hoja y responda a las siguientes preguntas pensando en su mejor cliente, el que compra y paga bien, su cliente favorito:
 

  1. ¿Cómo se ve a sí mismo este cliente? ¿cuáles son sus valores, que es lo que le importa y lo que no?
  2. ¿Qué piensa acerca del mundo? ¿de las personas y el mundo de los negocios en general?

Ahora piense, combinando el pensamiento acerca de su cliente, con el pensamiento acerca de su producto:

  1. ¿Qué motiva a este tipo de personas (su mejor cliente)?, ¿cuál es su impulso más importante? ¿De qué manera cree usted que su producto satisface esta motivación? ¿qué puede su producto hacer por estas personas? ¿Qué características físicas tendría que tener su producto para satisfacer a este cliente?
  2. ¿Qué satisfacciones son comunes a este tipo de personas, que piensa usted que les hace sentir plenos, contentos? ¿Qué tipo de pensamientos positivos o negativos cree usted que su producto pudiera provocar?

 
Ahora ya tiene mucha más información sobre su cliente, recordemos que este análisis debe hacerlo después de hacer su análisis demográfico para que esté bien enfocado y no parezca imposible de hacer, cuando ya hemos definido a una persona demográficamente, es más fácil analizar cómo piensa.

 

De aquí sigue diseñar las estrategias de mercadotecnia para su negocio.

 

Recordemos que entre más información tenga acerca de su cliente los esfuerzos de mercadotecnia como la publicidad y promoción estarán mejor enfocados y serán más efectivos.

 

En EMyth contamos con las herramientas sencillas y dirigidas para este tipo de análisis y para ayudarle a diseñar las mejores estrategias, acérquese a nuestros asesores para más información.

(Visited 337 times, 1 visits today)